Opinión

Ruta
Investigación
Opinion - EL CYBERBULLYING

EL CYBERBULLYING

Por: 
Rosa Elena Campos Muñoz

El cyberbullying consiste en acosar a una persona a través de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC’s). Normalmente se trata de una extensión del bullying escolar, manifestándose con humillaciones, burlas o amenazas en la red. Es mucho más grave que el bullying porque aquí está el componente del anonimato, además de que las evidencias permanecen por siempre, pudiendo ser reproducidas muchas veces y llegando a una enorme audiencia, para mayor vejación de la persona.

Algunas estadísticas:

 

Durante el 2008 el 22% de las chicas encuestadas (el 11% de ellas entre 13 y 16 años) afirmaron haber enviado o publicado electrónicamente fotos de sí mismas desnudas o semidesnudas.

 

El 33% de los chicos y el 25% de las chicas dijeron haber mostrado ese tipo de imágenes, siendo los mensajes más comunes a las imágenes.

En el 2009, uno de cada cinco había enviado fotos de sí mismos con desnudos explícitos.

El 80% de los encuestados que practican el sexting, son menor de 18 años.

 

Las modalidades del cyberbullying pueden ser innumerables: el acosador utiliza una foto de la víctima y la modifica para avergonzarla en sus redes sociales; también puede crear foros en los que se hable mal de la persona; violar su correo y utilizarlo indebidamente, enviándole mensajes con insultos y amenazas; o crear un perfil social falso y escribir comentarios comprometedores de contenido sexual.

 

Existen muchas más, pero sin duda una de la que más daño hace es la que tiene que ver con la utilización de imágenes íntimas, que atentan contra su pudor. Esta modalidad está muy ligada al sexting, en la que las jovencitas se prestan a enviar fotos o videos a sus novios en actitudes eróticas o desnudas, presionadas por la amenaza de que si no lo hacen es porque no hay amor suficiente. Estas imágenes viajarán por la red sin ningún control y es necesario que se lo piensen dos veces antes de caer en esos chantajes emocionales.

Es necesario también que se hable, se comente y se informe sobre el cyberbullying y todas las maneras posibles en las que una persona puede ser avergonzada y deshonrada en internet. Hay que tener mucho cuidado antes de publicar algún texto, imagen o video que luego pueda ser usado indebidamente; tampoco hacer eco de burlas o bromas a otras personas, sean o no conocidas y si algún compañero habla de suicidio, hay que tomarlo en serio y pedir ayuda.